Convierten aeródromo de Montecristi en aeropuerto internacional

POR: LA REDACCION

MONTECRISTI

Fue convertido en aeropuerto internacional, aeródromo domestico Osvaldo Virgil de Montecristi, el cual tendrá la salida de una flotilla de siete aviones y pilotos procedente de los Estados Unidos, con lo que se busca fomentar el flujo de turistas a la República Dominicana.

Omar Fernández,  Sub Director Ejecutivo del Departamento Aeroportuario, explicó  que la decisión fue tomada en conjunto con el Instituto Dominicano de Aviación  Civil,  el Ministerio de Turismo y la Junta de Aviación Civil.Asimismo, declaró que el gobierno continúa  firme en los planes conseguir la llegada al país de 10 millones de turistas, a través de diferentes programas promocionales como  el de aviación privada,  coordinado por el piloto norteamericano Jim Parker,  un experto en turismo de aviación del Caribe.

El funcionario destacó la importancia de este tipo de eventos para el desarrollo turístico de todos los aeropuertos internacionales y aeródromos  como,  Montecristi,  Cabo Rojo,  Las Cuevas de las Maravillas y Arroyo Barril.

Agregó que cada año vuelan al Caribe y Las Bahamas unas 60 mil aeronaves, de las cuales se espera siga aumentando el número de las que llegan de manera directa a República Dominicana.

La salida y despacho de aeronaves fue realizada por técnicos del Instituto Dominicano de Aviación Civil (IDAC), así como miembros del Cuerpo Especializado de Seguridad Aeroportuario y de Aviación Civil (SESAC).

Informó que la  Dirección General de Adunas, la Dirección General de Migración, así como organismos de seguridad del Estado, brindaron apoyo y colaboración para agilizar el proceso de chequeo de los turistas y pilotos.

En el acto estuvieron presentes distintas personalidades de la provincia, entre ellos Osvaldo Virgil, primer pelotero dominicano en llegar a las Grandes  Ligas, en  cuyo honor fue nombrado el Aeródromo de Montecristi, el gobernador de la provincia, Marcelino Cordero,  pilotos  y técnicos de  la  Fuerza Aérea Dominicana.

Add a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *